Creando estabilidad y armonía

Los esfuerzos mutuos para encontrar un acuerdo entre las diferentes partes interesadas del fútbol europeo culminaron con la firma por parte de la UEFA de una serie de Memorándums de Entendimiento.

El memorándum con la EPFL lo firmó el Presidente de la UEFA Michel Platini y Sergey Pryadkin, miembro de la Junta Directica de la EFPL
El memorándum con la EPFL lo firmó el Presidente de la UEFA Michel Platini y Sergey Pryadkin, miembro de la Junta Directica de la EFPL ©UEFA.com

Los esfuerzos mutuos para encontrar la estabilidad y la armonía entre las diferentes partes interesadas del fútbol europeo culminaron con la firma por parte de la UEFA de una serie de Memorándums de Entendimiento en el reciente XXXVI Congreso Ordinario de la UEFA que se celebró en Estambul.

La UEFA, la Asociación de Clubes Europeos (ECA), la Asociación Europea de Ligas de Fútbol Profesional (EPFL) y los jugadores de la División Europa de la FIFPro han firmado unos memorándums actualizados.

El memorándum con la EPFL (inglés) fue firmado por el Presidente de la UEFA, Michel Platini, y Sergey Pryadkin, miembro de la Junta Directica de la EPFL, y refuerza la relación entre ambos organismos. La Asociación Europea de Ligas de Fútbol Profesional (EPFL) se fundó en 2005 y tiene su sede, al igual que la UEFA, en Nyon, Suiza. Inicialmente compuesta por doce miembros, la EPFL cuenta con 30 miembros y federaciones a través de toda Europa.

La EPFL también representa a las ligas a través del Consejo Estratégico del Fútbol Profesional (PFSC), junto a la UEFA y la ECA mientras que la División Europa de la FIFPro representa a los jugadores, donde se tratan algunos de los temas más importantes que afectan al fútbol europeo profesional.

La UEFA y la EPFL han firmado con anterioridad otros memorándums, en 1998, 2005 y 2009. Este nuevo acuerdo está basado en el último documento firmado. Durante este periodo, los dos organismos han cooperado con éxito en un gran número de asuntos relativos al fútbol profesional en el continente.  

El juego limpio financiero es una de las claves del nuevo acuerdo, algo que las dos organizaciones consideran necesario para mejorar la situación financiera de Europa. La integridad en el juego es esencial para ambos organismos, que siempre han defendido el juego limpio, la lucha contra el racismo y se han mostrado en contra del dopaje, de la violencia, del amaño de partidos y de la corrupción en el mundo del fútbol.  

En el acuerdo se ha establecido el calendario internacional de partidos y se ha propuesto que haya nueve periodos a lo largo de dos años en los que se jueguen dos partidos durante dicho periodo. Esta última propuesta ha sido respaldada por todas las partes interesadas. Además, el memorándum cubre muchos otros temas que afectan a las ligas y a la UEFA.

"Los acuerdos darán al fútbol europeo la estabilidad necesaria los próximos años e ilustran el compromiso de todas las partes implicadas en el fútbol europeo que trabajan de forma conjunta para que haya una mejora en este deporte que tantos amamos", explicó el secretario general de la UEFA, Gianni Infantino.